Emotïo

Emotïo…  del latín que significa “movimiento o impulso o aquello que te mueve hacia…”

¿Cómo es tu estado emocional…?

O mejor dicho…¿es fácil que las demás personas o circunstancias influyan en tus emociones…?

Yo soy contrario y enemigo de dejarme llevar por las emociones.

Recuerdo cuando trabajaba, un compañero siempre explicaba sus devaneos,, era una persona muy dada a visitar clubs de alterne con chicas, cosa que yo no entro ni salgo, cada uno es muy libre y no seré yo quien marque una línea a seguir. Pero el siempre decía que cuando entraba en un local, nunca le gustaban las chicas que habían pero a medida que bebía iba cambiando de parecer, cada vez las veía mas apetecibles y al final las veía extraordinarias.

También quiero referirme a estos mal llamados predicadores de la biblia que se rasgan las vestiduras en público, que dirigiéndose a cientos de personas llegan a gritar, incluso a un estado de catarsis que hacen que las personas que lo escuchan se salgan de la realidad, entren en otra dimensión emocional y así vaciarle los bolsillos en su propio beneficio, sinvergüenzas que se han hecho maestros de la oratoria para engañar.

church-4149_640

Será porque soy viejo que veo las cosas de otra manera.

No me gusta dejarme llevar por entusiasmos desmedidos. Porque todas las cosas tienen su lado bueno y su lado opuesto y creo que nada es tan bueno que no oculte nada no tan bueno.

Por eso me gusta ver el devenir de los acontecimientos pero intento que me sobresalten lo menos posible, cual espectador que ve el teatro  de la vida desde su butaca no numerada.

Y aunque en muchas ocasiones sufrimos por las personas y las cosas que nos rodean siempre intento ser frío y que me afecte lo menos posible, sé que esto quizás no suena simpático, pero créeme es una protección.

Desde que tengo uso de razón, nunca ha pasado nada tan importante que impida que al día siguiente salga el sol.

Nada es tan importante hoy, que mañana no esté sentado en un asiento del tren que partió ayer.

Sin confundirlo con ese estado interior fresco y luminoso generador de bienestar y una poderosa disposición como es la alegría.

Así, con esto en mente concluyo con las acertadas palabras de Bernardo Stamateas…“Desprecia la opinión de la gente tóxica, sé libre de los críticos y serás libre de cada una de sus palabras y de sus acciones. No idealices, no esperes nada de nadie”.

Quizás, no se, sea una buena manera de no llevarnos desilusiones gratuitas.

 

Anuncios

15 comentarios en “Emotïo

  1. El desapego es fundamental. Los que no hemos venido a esta vida con él implantado de serie no hemos tenido más remedio que trabajarlo para poder descubrir la libertad y la serena felicidad que esconde tras su aparente falta de sensibilidad. Para muestra, basta un botón como el de este escrito. Un saludo.

    Me gusta

  2. En su gran mayoría Amigo mio lo comparto, el tiempo le da a uno experiencias vividas, pero en algunos momentos podemos estar equivocados de esas percepciones, cada persona vive de acuerdo a su convicción y a veces es muy difícil que cambien, pero es nuestro deber de los que andamos o creemos andar por el camino de Dios, en prestarles su atención, tratar de corregirlo, y si no resulta almeno, algo quisimos hacer por esa persona. A veces no es bueno ver la vida tan fría o dura, porque nos parecerá amarga invivible, tenemos que vivir el día a día como si fuera el ultimo en nuestra vida, lleno de gozo, de alegrías con el Amor al hermano. cada persona lleva su calma y pienso que si en algún momento dado podemos ayudarlo aligerar su carga, debemos hacerlo, sin esperar nada a cambio, solo el Amor a Dios y tratar de imitarlo,nos dará la Felicidad.

    Me gusta

  3. Sí me tengo por una persona emocional, y llegado el caso, hiperemotivo; pero no hasta el punto de sentirme prisionero de las emciones, sino cómplice de ellas. He llegado a la conclusión de que no me afecta lo que me sucede sino lo que me digo a mí mismo que me sucede, es el diálogo interior el verdadero productor (a veces oculto) de las emociones.
    Un saludo.

    Me gusta

  4. Muy cierto. Yo siempre he dicho que todos nuestros problemas son mundanos en resumidas cuentas; a veces nos dejamos llevar por estados de ánimo inflamados o alterados, por el fanatismo o el alcoholismo; viene a ser todo muy parecido.

    Las emociones son muy fáciles de manipular, todavía más si cabe en grupo, y muchas veces yo mismo me dejo llevar por la frustración que supone ver un mundo en el que se hacen tantas cosas malas que se podrían haber evitado. Luego me lo repienso un rato y lo dejo correr como la corriente, saboreando el atardecer o una brisa, sabedor de que seria de necios obsesionarse con arreglarlo todo; y ahí me vuelvo a sentir pleno.

    Lo cual no quita que siga pensando que, pese a todo, como grupo debemos intentar mejorar el mundo, aunque parezca imposible. Dice el dicho oriental que “El que ha desplazado la montaña es el que comenzó por quitar las pequeñas piedras.” Actuar en nuestro entorno inmediato con buenas obras y confiar en una epidemia de bondad, jaja.

    Me gusta

  5. Me quedo con la última parte ya que es una de mis frases favoritas “si no quieres que te decepcionen no esperes nada de nadie”. Quizás esa sea una de mis maneras de protección. Una forma de intentar llevar mejor cada acontecimiento que implique relaciones sociales. Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s